Apagon

APAGÓN: innovación, provocación y vanguardia en Torralba de Ribota

Apagón: el encuentro de performances y electrónica nueva era que tuvo lugar en Torralba de Ribota, Zaragoza.

Texto: Ruth García Núñez de Arenas // Imágenes: Sheila Moreno & Eudald Van der Pla

Cuando llegas a una localidad con un nombre tan peculiar como lo es Torralba de Ribota lo que menos te esperas es que un buen número de sus 186 habitantes sean personas de mente abierta y alma inquieta, nada habitual en la España profunda (o eso al menos es lo que nos quieren hacer creer). Porque la vanguardia y lo novedoso siempre ha de estar en las grandes ciudades y, amigos, nada más lejos de la realidad. La ciudad, la gran urbe, siempre tiene ese halo de que allí sucede “lo importante”, lo más novedoso y especial. A veces nos equivocamos y subestimamos el carácter abierto de las gentes de los pueblos, como es el caso de la villa zaragozana en la que se celebró Apagón.

La primera edición de este encuentro dedicado a la performance y la electrónica nueva era no sólo ha sido acogida en Torralba como una de las celebraciones más punteras y provocadoras de curiosidad que ocurren durante el año, sino que han dejado a sus habitantes con ganas de más, expectantes de ver y conocer lo que acontecerá en años venideros.

No es para menos, dado que el artista ideador y organizador del festival Apagón es la persona con más “charming” y a su vez enigma de todos los residentes de esta pequeña aldea, Francecs Oui. Original de Portugal y catalán de alma y adopción, el performer fue el encargado de abrir Apagón el viernes 22 de julio. Y no podría haber habido una mejor apertura que su performance, acontecida en su propia casa, la antigua Casa del Herrero, hecha hoy museo y refugio de un ser que hace de la performance un alegato filosófico en toda regla.

Acompañado de Primo Gabbiano, músico capaz de recrear sonidos con el rasgar de sus uñas sobre un tablero, y de tocar con maestría cualquier instrumento que se proponga, Francesc invocó a la mismísima Rachel Rosenthal, bailarina y performer fallecida en California en 2015. El conjuro musical acabó trayendo de vuelta la magia de esta enorme artista. Cómo? Fácil! No hay mejor modo de traer de vuelta a alguien que reunirse con los seres que amas y recordar a esa persona en toda su magnitud. Algo tan sencillo y tan profundo que provocó en mi un llanto lleno de emoción y alegría, porque me tocó de cerca y me tocó en lo más hondo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La segunda jornada de Apagón comenzó con el que quizás fue el momento más festivo y mal llamado popular de todos, el vermut. No voy a extenderme mucho en él, ya que la misma que escribe fue la encargada de amenizarlo musicalmente. Si queréis saber más… preguntad, ahondad en vuestra curiosidad (hablar de uno mismo es bastante odioso). Sólo puedo decir que lo pasamos increíble.

Cayó la noche y con ella volvieron las performances y las manifestaciones audiovisuales como la de Visual Pal, quien invocó a través de sintes y luces el espíritu de una joven que convivía con todos nosotros en el albergue (hospicio de artistas y amigos durante el encuentro). Esa inquietante imagen sucedió a la también especial música de Primo Gabbiano y Tecib sobre el escenario al aire libre. Al primero ya le conocéis, al segundo espero que lo hagáis.

Ambos jugaron con el lado más crudo e industrial de la música electrónica, creando una atmósfera sonora que bien podría ser perteneciente a Marte o a algún planeta lejano. Un alegato a la música electrónica no de baile, expresión máxima de sus inquietudes como creadores sonoros. Sin palabras.

Mudo al público presente también dejó la performance de Fame Chimica, una crucifixión que provocó el terror en algunos infantes allí presentes y la reflexión entre los más adultos, acostumbrados a las procesiones de Semana Santa, hechos a la normalidad del maltrato y la posterior elevación a los cielos, la veneración tras el castigo, la resurrección de Cristo.

Una idea similar en cuanto al sentido del dolor en el otro y de que ese mismo sufrimiento es nuestro mayor tesoro fue lo que pusieron de manifiesto Tendrvm. Su acción, llevada a cabo en el pabellón de Torralba, fue de esas que te invita a pensar y reflexionar sobre el sentido de nuestras vidas. Sobre cómo el sufrimiento del otro es nuestro tesoro más preciado, sobre esa miserable y habitual conducta social que nos invade en absolutamente todo. Acompañados por la música de Xavi Lloses, la pareja de performers dejaba a todos los presentes con cierto desasosiego, sensación precisa y justa que el músico catalán supo disipar con su espectáculo visual y sonoro, cerrando un encuentro tan especial como único.

Pd.: Se echó de menos a los artistas que por motivos personales no pudieron acudir, a pesar de que estaban presentes ya que absolutamente todos los participantes les teníamos en mente y alma. Ojalá en ediciones venideras nadie falte y estemos todos para compartir dos días de intensa reflexión, arte y música.

 

0 comments on “APAGÓN: innovación, provocación y vanguardia en Torralba de RibotaAdd yours →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *